Aprenda cómo evitar la quema de cartuchos en impresoras

Al intentar imprimir algo con urgencia, ¿tuvo el cartucho de impresora algún problema? Esto es muy común, muchos de nosotros hemos pasado por ello. Bueno, para que este inconveniente no vuelva a ocurrir, siga algunos consejos para no quedarse sin imprimir.

Falta de tinta

La falta de tinta en el cartucho es la principal causa de quemaduras. Cada cartucho tiene una tira con un circuito eléctrico que es responsable de la comunicación entre él y la impresora. La tira, durante dicha comunicación se calienta y la tinta es responsable del enfriamiento, por lo que, en caso de falta de tinta, la tira termina calentándose mucho y, por lo tanto, haciendo que el cartucho se queme.

Un consejo importante: Cuando se quede sin tinta del cartucho negro y la tinta de color aún esté llena, debe retirar el cartucho negro de la impresora o incluso insertar uno lleno, porque si continúa usando el cartucho de color, el negro puede sufrir algún daño.

Humedad del cartucho

Cuando se recarga un cartucho, se requiere un gran cuidado. Entonces, si se ha humedecido mientras se recarga, puede causar que el circuito se queme y, por lo tanto, cuando se enciende la impresora, el cartucho se puede quemar.

Aprenda cómo evitar la quema de cartuchos en impresoras 1

  • ¿Qué es un sistema operativo?
  • ¿Qué es el cloud computing?

Potencia

La oscilación de potencia no es buena para los cartuchos, como lo es para cualquier otro dispositivo electrónico. Los picos de luz pueden causar un choque térmico en el circuito y, por lo tanto, dañar el cartucho.

Modo económico

No es aconsejable imprimir sólo en modo económico o de borrador, ya que esto reduce el enfriamiento de la tinta del cabezal de impresión.

Vida útil

Finalmente, la vida útil de un cartucho puede incluso haber llegado a su fin. Los cartuchos no duran para siempre y algunos de ellos tampoco se pueden recargar. Sin embargo, la vida media de un cartucho es de cinco recambios.

Contenido relacionado

Deja un comentario